Islandia gana la batalla judicial por no asumir las deudas de sus bancos

Contra todo pronóstico, la justicia europea ha dado finalmente la razón a Islandia, que tras el colapso financiero de finales de 2008, se negó a asumir las deudas contraídas en el extranjero por uno de sus principales bancos, el Landsbanki. El veredicto, que es definitivo, acaba con cuatro años de batalla judicial entre el país nórdico y el Reino Unido y Holanda, de donde proceden los cerca de 340.000 clientes afectados. El fallo, además, fortalece los argumentos de quienes consideran que las arcas públicas no deberían cubrir los desmanes de la banca.

En un primer momento, los Gobiernos británicos y holandés fueron quienes cubrieron los fondos, algo que Islandia se negó a hacer por falta de recursos. La incapacidad de la isla en ese momento para saldar la deuda, de hecho, salta a la vista si se tiene en cuenta su escasa población de nada más que 319.000 habitantes, menos, por lo tanto, que el total de afectados extranjeros. A esta circunstancia se se suma la inusitada severidad de la crisis, que provocó la quiebra de casi la totalidad de los bancos islandeses, la caída en picado de su moneda y un aumento descontrolado del paro.

Sin embargo, decir que Islandia no devolverá las sumas adeudadas en el extranjero tampoco es cierto. Lo hará y, de hecho, ya ha empezado a hacerlo, sólo que para ello no está recurriendo al dinero de los contribuyentes sino a los propios activos del banco quebrado.

Si te interesa saber más, puedes leer el artículo entero en La Vanguardia aquí.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>